Ardor

Un fuego crece
ladera abajo
de dulces sales
y agua mineral.

Un río contenido
furiosas aguas
de bravo empuje
difícil sujetar.

¡El cerco roto!
No se remansa
el río, fuego
no para de quemar.

¡Hermoso cataclismo!
Olas que abrasan,
ríos de fuego.
¡Ardiente navegar!

© Juan Jose Ayuso Martínez

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s